Fotomurales personalizados en vinilo de gran formato - Wit Lab

Fotomurales

Fotomurales para decorar paredes

Los fotomurales son una forma fácil de cambiar la decoración de tus paredes.

Es una forma diferente de decorar, que aportará un cambio espectacular en el ambiente.

Fotomurales vinilo

Generalmente, muchas habitaciones particulares, salas de espera, pasillos, cocinas, baños, oficinas, locales comerciales, restaurantes, habitaciones de hoteles o centros médicos, entre otros, se decoran mediante esta técnica basada en la impresión en vinilo autoadhesivo de imágenes de gran formato.

De acuerdo con tu temática preferida, puedes lograr efectos espectaculares. Puedes elegir entre nuestra oferta de fotos de naturaleza. urbanas, artísticas, gastronómicas… O cualquier tipo de diseño o ilustración.

Fotos de calidad para tu pared

Las fotografías en gran formato de Wit Lab son de alta calidad, realizadas pensando en su reproducción en grandes dimensiones y, en cada caso, las preparamos a la medida de cada pared. Cuando se amplían a tamaños supergrandes seguimos apreciando cualquier detalle con toda su calidad.

Lógicamente, estas imágenes no solo son válidas para fotomurales. También se pueden hacer en tamaños más pequeños, impresas en papel fotográfico y aplicadas a soportes rígidos para colgar en cualquier pared.

Escoge tu tema para hacer un fotomural

Las temáticas para un fotomural pueden ser muy diversas. Eso significa que necesitamos un archivo potente que resista una ampliación. Y utilizar una pared que nos permita tener una distancia suficiente para que la imagen se pueda apreciar en toda su dimensión.

A partir de ahí, puedes escoger tranquilamente tu temática preferida, ya que todas las fotografías en gran formato que Wit Lab proporciona para realizar fotomurales están realizadas pensando en su reproducción en grandes dimensiones y por tanto son fotos grandes. Son fotografías de alta calidad en las que -al realizar la ampliación a tamaños supergrandes- seguimos apreciando cualquier detalle con toda su calidad. No se puede partir de una foto pequeña o de baja resolución para hacer fotomurales.

Fotomural personalizado

Cada persona busca lograr un efecto y un ambiente concreto y diferente en la estancia que quiere decorar usando un fotomural. Por lo tanto, éste siempre será personalizado: la imagen coincidirá con sus gustos y con su temática preferida y, cómo no, debe adaptarse a la medida de la pared.

Solo hay que elegir entre nuestra oferta de fotos de naturaleza, urbanas, artísticas, gastronómicas…

En la sala, en el fondo del pasillo, en puertas y armarios, en la pared de la cabecera de la cama, en la sala de reuniones de la oficina, incluso en el techo de una habitación, un fotomural es algo especial, impactante por su tamaño, pero envolvente, sugerente, provocador o divertido…

Hay casos en que el fotomural personalizado se lleva al extremo total de la personalización. Se elige una temática basada en una afición o hobby del “inquilino” de la habitación para generar una escena protagonizada por él mismo. La escena se construirá a partir de una sesión fotográfica en estudio y seguidamente se realizará una postproducción en la que se incluirá a la persona. Con ello, podemos realizar escenas tipo trampantojo en las que aparece la persona practicando su deporte favorito; como un astronauta en un paseo por un planeta remoto o por el espacio; como protagonista de un concierto en un escenario…

Fotomurales a medida

Los fotomurales siempre se han de producir a la medida. Es difícil que fotomurales y vinilos producidos en tamaños estándar acaben adaptándose como es debido al área elegida. Un fotomural ha de ocupar la pared completa, con exactitud total, del suelo al techo y de izquierda a derecha. Además, antes de elegir la imagen definitiva habrá que tener en cuenta dónde están los enchufes y los interruptores, si hay registros, vigas, puertas o ventanas, incluso si hay desniveles. Y todo ello servirá para que a la hora de producir e instalar la imagen no se pierdan detalles importantes por culpa de un obstáculo inesperado.

Una impresión en vinilo a medida para aplicar a la pared trasera de una cama, por ejemplo, debe tener en cuenta que la propia cama, las mesitas de noche, las lámparas de mesa o apliques y los interruptores influirán en la elección de la fotografía y, por lo tanto, en la preparación del vinilo para que transmita todo el sosiego y la serenidad que se espera de una escena que, sin duda, será el elemento más visible de la habitación.

Fotomurales en papel pintado

Normalmente, los fotomurales personalizados a medida se imprimen en vinilo polimérico de alta calidad, con un laminado mate que le otorga una máxima protección y durabilidad. Pero también se suele producir en papel pintado. En ambos casos, la calidad de impresión está asegurada.

Las versiones en vinilo se pueden aplicar en cualquier sitio, pero son especialmente recomendables en paredes de cocinas, baños, habitaciones infantiles, terrazas o jardines, y en lugares públicos y muy frecuentados en los que la imagen queda más expuesta a agentes externos como humedad, humos, roces…

El papel pintado se utiliza más en habitaciones de adultos, salas de estar, fondos de pasillo. Aunque es más delicado que el vinilo, el papel pintado tiene un aspecto más cálido.

¿Cómo debe ser un fotomural?

Para crear los mejores efectos visuales en un fotomural es recomendable que las imágenes, independiente de que sean urbanas o de naturaleza, tengan un punto de fuga muy definido, ya que esto ayudará a conseguir un efecto de profundidad, lo que dará la sensación de que la estancia es más grande. Las imágenes de caminos en un bosque, cursos de ríos, embarcaderos y pasarelas, arboledas en contrapicado, avenidas entre edificios o carreteras facilitan estos efectos.

Pero hay otro tipo de imágenes, como las vistas panorámicas de ciudades, de montañas o praderas en las que podemos conseguir una sensación de amplitud en función de la disposición de los edificios, árboles, cielos y nubes.

Dentro de la categoría de fotomurales también incluimos las ilustraciones y los mapamundis. A pesar de que no son fotografías, tanto un mapamundi fotomural como ilustraciones a medida sirven para conseguir efectos espectaculares, por su estilo, temática o colorido. Las ilustraciones son muy usadas en la decoración de habitaciones infantiles y juveniles. En las habitaciones de los más pequeños se suele recurrir a murales realizados con ilustraciones de animales, castillos, estadios de fútbol, planetas, naves espaciales… La temática que sea. En estos casos, a la medida de las preferencias de los niños y niñas que, a los que el vinilo de su habitación les ayudará a desarrollar su imaginación.